El atractivo de lo prohibido y el placer de una buena copa son las bases de toda campaña publicitaria relacionada con el alcohol. Las agencias de publicidad invierten grandes cantidades de dinero y de tiempo para ofrecer la mejor cara de este producto.

El objetivo es obtener un gran número de ventas para poder incrementar losbeneficios de la marca anunciada. Lo más importante de cada campaña publicitaria del hoy conocido comomarketing del alcohol es transmitir un determinado mensaje al público, independientemente de que para ello sea necesario incumplir las leyes que se encargan de regular todo contenido publicitario.

La Ley de la Publicidad

La Ley General de Publicidad de 1988 prohíbe todo anuncio “que atente contra la dignidad de la persona o vulnere los valores o derechos reconocidos en la Constitución, especialmente en lo que se refiere a la infancia, la juventud y la mujer”. Sin embargo, y a la vista de los datos ofrecidos por el Instituto de la Mujer y las numerosas denuncias presentadas cada año por asociaciones de mujeres, de consumidores y sindicatos, los anunciantes no se toman la ley demasiado en serio.

La imagen perfecta

El uso de una imagen femenina para promocionar ciertos productos alcohólicos no sólo implica riesgos para el hombre que puede caer en la tentación de cierto producto para incrementar su atractivo, sino también para la mujer. Principalmente, el público femenino adolescente o más joven puede tender a seguir el canon de belleza que se muestra en las imágenes de este tipo de campañas.

Incluso, este objetivo se puede convertir en una auténtica obsesión hasta el punto de llegar a convencerse de que sin un físico perfecto nunca alcanzarán ningún triunfo en el terreno social ni en el sexual.

Medidas tomadas

Las reglas de la publicidad sobre el alcohol se suelen guiar por dos claras estrategias: Vender lo que quieres ser o quieres conseguir y buscar que pertenezcas a un grupo determinado, con el producto que te están anunciando podrás sentirte parte de ese grupo.

Para evitar ciertos riesgos y que la imagen de la mujer se vea discriminada desde ciertas campañas publicitarias el Instituto de la Mujer cuenta desde 1994 con el Observatorio de la Publicidad. Este organismo es el encargado de recoger las denuncias de particulares y colectivos contra anuncios sexistas, con el fin de mediar con los anunciantes y conseguir su modificación o retirada.

Alcohol y éxito

El éxito es uno de los reclamos que utilizan los anunciantes de este tipo de bebidas.

Pretenden convencer al consumidor de que el alcohol es símbolo de la madurez, lo reflexivo o del mundo más cosmopolita y vanguardista.

En el fondo se trata de llegar al subconsciente más profundo capaz de producir el último impulso encargado de conducir a la compra del producto que se ve anunciado.

Como explicaba Louis Cheskin, pionero en el mundo de la publicidad, “La investigación motivacional es la que trata de indagar los motivos que nos inducen a elegir. Utiliza técnicas destinadas a llegar al subconsciente, porque por lo general las preferencias se determinan por factores de los que el individuo no tiene conciencia. En realidad al comprar, el consumidor actúa de manera emotiva y compulsiva, reaccionando inconscientemente ante las imágenes y las ideas asociadas subconscientemente con el producto“.

Rostros conocidos

Multitud de actores, también, han mostrado su imagen en diversas campañas de publicidad relacionadas con bebidas alcohólicas. El mundo del cine siempre ha permanecido muy unido a la publicidad de la que obtiene buena parte de sus ingresos.